Efectos del acolchado sobre distintos parámetros del suelo y el cultivo de nectarina

De la tesis doctoral “EFECTOS DEL ACOLCHADO SOBRE DISTINTOS PARÁMETROS DEL SUELO Y DE LA NECTARINA EN RIEGO POR GOTEO“, de Wided Zribi, Escola Tècnica Superior d’Enginyeria Agrària Departament de Medi Ambient i Ciències del Sòl, Universitat de Lleida.

El objetivo del estudio era analizar el efecto de distintos sistemas de acolchado sobre varios parámetros del suelo y de un cultivo de nectarina temprana. Para ello, se experimentó en condiciones de laboratorio (ensayo preliminar) y en condiciones de campo sin cultivo.

En condiciones de laboratorio donde los materiales de acolchado se colocaron directamente sobre un suelo saturado en agua, las tasas de evaporación fueron significativamente diferentes (P < 0.05) entre ellos. Tomando como referencia la evaporación del suelo desnudo, el porcentaje de reducción de la evaporación fue muy alto con la lámina de plástico negro (80%), moderado con la corteza de pino (47%), bajo con la paja de trigo (27%) y muy bajo con el residuo de poda de viña (13%) y, en particular, con el geotextil (7%).

En el ensayo de campo sin cultivo, los acolchados redujeron en promedio la evaporación del suelo en un 67% respecto a la del suelo desnudo cuando la humedad del suelo era relativamente alta, pero la reducción fue de tan solo un 35% para una humedad ligeramente inferior a capacidad de campo.

En base a estos resultados, se efectuó un ensayo de tres años de duración (2010 a 2012) en una plantación de nectarina regada por goteo, donde se determinó el efecto de cuatro sistemas de acolchado (control o suelo desnudo, lámina de plástico negro, geotextil de yute y corteza de pino).

El plástico y la corteza de pino redujeron la evaporación del suelo y mantuvieron una mayor humedad, mientras que el geotextil en contacto directo con el suelo húmedo tuvo una evaporación más alta debido a su elevada porosidad. Sin embargo, la corteza permite mientras que el plástico impide el paso de la lluvia, por lo que la eficiencia relativa final de ambos acolchados para el control de la humedad y salinidad del suelo depende de la climatología del área y, en particular, del volumen y distribución de la precipitación. El geotextil, que también permite el paso del agua de lluvia a través de sus macroporos, no previene la evaporación si está en contacto con el suelo húmedo, pero puede ser un acolchado eficaz si se le aísla del contacto directo con el suelo húmedo.

El plástico mantuvo una temperatura del suelo mayor que el resto de los tratamientos.

En relación a la ETc promedio de los tres años en el suelo desnudo (1036 mm), la ETc se redujo un 3% en el acolchado geotextil (1005 mm), un 15% en el acolchado de corteza de pino (881 mm) y un 27% en el acolchado plástico (756 mm). Estas reducciones de la ETc sugieren que se puede reducir el riego en estos porcentajes si bien hay que tener en cuenta que en el caso del acolchado plástico la contribución de la lluvia está limitada debido a la impermeabilidad de este material.

El uso de acolchados en nectarina mejoró ligeramente los parámetros productivos de la nectarina, pero sin diferencias significativas entre tratamientos. Estos parámetros estuvieron poco relacionados con la humedad y la salinidad del suelo. El aumento de la temperatura del suelo bajo plástico favoreció la producción y mejoró la calidad del fruto de la nectarina.

La conclusión global es que los acolchados inorgánico (plástico) y orgánico (corteza de pino) son recomendables para el control de la evaporación del agua del suelo, de su humedad y de su salinidad, así como para una cierta mejora de algunos parámetros de nectarina cultivada en esta zona semiárida del Bajo Ebro Aragonés.